Importancia de la comunicación


La definición de comunicación puede establecerse como la relación que existe entre un emisor y un receptor que se transmiten señales perteneciendo a un código común que ambos conocen y comparten. Es un hecho frecuente a todas las especies que establecen diferentes formas de comunicarse. De esta manera los animales emplean signos instintivos invariables en su significado para alertar de ciertos aspectos. Por ejemplo, para indicar la presencia de peligro, la existencia de alimentos, etc., los animales emplean diferentes símbolos.

La humana es la más sofisticada de todas, donde aparecen diferentes matices y significados para los mismos símbolos. Para que dos humanos puedan comunicarse es necesaria la presencia de cuatro elementos básicos: el emisor, el receptor, el mensaje y el canal. Sin algunos de estos elementos no puede decirse que se produzca lo que se define como comunicación. Es la forma básica de interacción de las especies, sin la cual la supervivencia no sería posible.

El emisor es la persona que envía el mensaje que se quiere transmitir y hacer llegar a la otra persona. El receptor es la persona que recibe dicho mensaje por parte del emisor. El mensaje es lo que se desea comunicar, la base del proceso en sí. El canal es el medio por el cual se transmite el mensaje.

El contexto lo constituyen las circunstancias que rodean al mensaje y que pueden alterar el significado del mismo. Es muy importante tenerlo en cuenta cuando se quiere conocer todo el significado de la información que se está transmitiendo. Por código se entiende el conjunto de símbolos y signos convencionales que se emplean normalmente para construir el mensaje que se quiere transmitir.

Importancia de la comunicación para la vida

La sociedad está establecida de manera que la interacción con otros seres vivos resulta imprescindible para el avance y el desarrollo de cada individuo. Carecer de la capacidad de comunicarse puede suponer el aislamiento del entorno. Todo medio de transmitir ideas, sentimientos o conocimientos supone una forma de integrarse en el entorno.

Constituye la base de toda relación, la forma por la cual un individuo se da a conocer y comparte un poco de sí mismo. De esta manera se forman las uniones y alianzas que permiten la evolución. Es una forma de participar de la vida de los demás individuos, incluso de conseguir determinados fines si se cuenta con la suficiente destreza para reconducir las ideas y pensamientos de los demás individuos.

Representa la forma de enseñar cosas que se conocen y aprender otras que otro individuo transmite. Compartir ideas es el motor que impulsa el avance de la sociedad y el progreso. Es la forma de alcanzar mejoras en muchos aspectos de la vida, planteando ideas que conduzcan a esa mejora o plasmando aspectos que resultan inadecuados para ciertas situaciones.

Problemas que pueden aparecen en la transmisión de información

El intercambio de información resulta de vital importancia para que los humanos puedan interactuar entre ellos. La sociedad se basa en dicha interacción para poder evolucionar y progresar. Para que este proceso tenga lugar es necesario que el canal que se emplea funcione perfectamente y esté libre de ruido. El ruido es cualquier perturbación que afecta a la transmisión del mensaje.

Otro aspecto que puede afectar a esta función tan importantes de transmisión de información entre el emisor y el receptor es que el receptor no tenga pleno conocimiento del código en el que se cifra el mensaje. De ser así, esa transmisión de información resulta imposible.

Tipos de comunicación existentes

La prensa, como medio de comunicación.

La prensa, como medio de comunicación. Fuente: Pixabay

La principal forma en que se transmite la información entre dos individuos es mediante la lengua hablada. El diálogo es la forma más común de llevar a cabo este intercambio de ideas y conceptos. Pero existen otros medios por los cuales puede llevarse a cabo esta acción dando lugar a otros tipos de comunicación existentes.

Lo que se conoce como comunicación no verbal es la que se produce mediante gestos o posturas. Sin emplear palabras, la transmisión de la información que el emisor quiere que el receptor reciba se lleva a cabo mediante acciones del cuerpo.

Si se emplea el medio escrito se produce el tipo conocido como comunicación escrita. De esta manera se plasma en un papel ideas o decisiones que quieren hacerse llegar a otras personas.

Historia y evolución de la transmisión de información entre humanos

El primer medio que la humanidad empleó para informar de ciertos hechos o situaciones fue la voz humana. Mediante unos potentes pulmones, los humanos lanzaban mensajes al espacio para que otros los recibieran y continuaran su difusión. De esta manera se transmitía información más rápido que mediante el empleo de mensajeros a caballo en la antigua Persia.

Un sistema de transmisión de información que ha estado vigente durante mucho tiempo y que incluso hoy se mantiene en algunos pueblos primitivos es la telegrafía acústica. Empleando el sonido de tambores emitían señales que componían la noticia que querían hacer llegar. Empleando este sistema los galos transmitían noticias a 240 kilómetros de distancia.

La telegrafía óptica fue empleada por persas, griegos, romanos y cartagineses. Mediante el uso de antorchas encendidas en puntos elevados se realizaban movimientos que se relacionaban con las letras del alfabeto. En la época de Alejandro Magno esta forma de comunicación recorría distancias tan amplias como desde la India hasta Grecia.

En Egipto comenzó la transmisión de información mediante correos y los persas organizaron un servicio similar a un servicio postal.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *